TRIAMCINOLONA - Reacciones adversas

La administración local reduce pero no elimina el riesgo de efectos sistémicos. El riesgo aumenta con la duración del tratamiento. Las inyecciones locales pueden producir reacciones alérgicas, lesiones en los tejidos articulares, formación de escaras, durezas y osteonecrosis. Pueden producir: dolor o ardor abdominal (úlcera péptica), melena, aumento de peso no habitual, latidos cardíacos irregulares, náuseas o vómitos, estrías rojizas, hematomas no habituales, pérdida del apetito, hipopigmentación en el lugar de la inyección, mareos, sofoco en la cara, cefaleas, crecimiento no habitual de pelo en el cuerpo y en la cara.