GEBINA® - Dosificación

Durante la infusión es generalmente bien tolerada y no se han reportado casos de necrosis local por la aplicación de la inyección, aunque sí se han informado pocos casos de reacción en el lugar de la aplicación. Se recomienda antes de su utilización que los pacientes deberán ser monitoreados con el recuento de plaquetas, de leucocitos y granulocitos. En el caso de toxicidad hematológica el tratamiento debe ser disminuido o interrumpido según el esquema siguiente: Reducción de dosis (aproximadamente un 25%): Granulocitos (x 106/L): entre 500 y 1.000. Plaquetas (x 106/L): entre 50.000 y 100.000. Suspensión de dosis: Granulocitos (x 106/L): menos de 500. Plaquetas (x 106/L): menos de 50.000. Se recomienda que los pacientes sean sometidos periódicamente a controles de las funciones hepática y renal, incluyendo transaminasas y creatinina sérica. Dosis sugeridas: La dosis recomendada de Gemcitabina es de 1000 mg/m2 administrados por infusión intravenosa durante 30 minutos. Esta dosis debe repetirse una vez por semana durante tres semanas, seguida de una semana de descanso. Posteriormente se repite este ciclo de cuatro semanas. La reducción de la dosis se realiza según la toxicidad experimentada por el paciente. Pacientes con alteraciones hepáticas y renales: Gemcitabina debe utilizarse con precaución en pacientes con alteración de la función renal o con insuficiencia hepática. No se han realizado estudios en pacientes con insuficiencia renal o hepática significativa. Reconstitución: La concentración máxima para la Gemcitabina en la reconstitución es de 40 mg/ml. Instrucciones para reconstituir: Inspeccionar visualmente observando si hay presencia de partículas en suspensión y/o decoloración, antes y después de reconstituir. Para la reconstitución deberán seguirse las siguientes instrucciones: Gemcitabina 200 mg: reconstituir con 5 ml de solución de Cloruro de Sodio 0.9% para inyección. Gemcitabina 1000 mg: reconstituir con 25 ml de solución de Cloruro de Sodio 0.9% para inyección. Agitar por un período no menor a 30 segundos y luego verificar que la disolución ha sido completa. Una vez reconstituida, administrar dentro de las 24 horas conservada a temperatura ambiente. No deberá ser refrigerada para evitar su cristalización. Descartar la porción de dosis no administrada (Ver Precauciones). La cantidad adecuada de medicamento puede ser administrada a la concentración indicada (40 mg/ml) o se puede diluir nuevamente con una solución de Cloruro de Sodio al 0.9%. La única solución aprobada para la infusión de Gemcitabina es la inyección de Cloruro de Sodio al 0.9% sin preservativos. Si bien no se han demostrado incompatibilidades, se sugiere no mezclar Gemcitabina con otras drogas al ser reconstituida. Forma de administración: La administración es únicamente por vía intravenosa, mediante infusión de 30 minutos.