ENTARSOL - Precauciones

Al comienzo del tratamiento o al aumentar la dosis puede disminuir el estado de alerta, por lo tanto, se debe tener precaución en la conducción vehicular o al operar maquinarias riesgosas. Si se presenta bradicardia menor a 55 latidos/minuto se debe reducir la dosis de ENTARSOL. Por su actividad betabloqueante carvedilol no debe interrumpirse en forma brusca, particularmente en pacientes con enfermedad cardíaca isquémica y en pacientes con enfermedad sistémica. La disminución debe ser gradual en 7 a 10 días. Hipotensión postural: puede presentarse hipotensión ortostática al iniciar el tratamiento o al aumentar la dosis. Se puede producir un deterioro de la función renal en pacientes con factores de riesgo como baja presión arterial (presión sistólica < 100 mmHg) enfermedad cardíaca difusa o insuficiencia renal subyacente. En general la función renal. se recupera al suspender carvedilol. En estos pacientes se recomienda el monitoreo de la función renal y en caso de empeoramiento disminuir la dosis o suspender la administración. Un agravamiento del fallo cardíaco o retención de líquidos puede ocurrir en el período de ajuste de dosis. En tal situación se puede aumentar la dosis de los diuréticos y no aumentar la dosis de carvedilol hasta que la estabilidad clínica se haya alcanzado. En pacientes en los que se sospeche la posibilidad de un feocromocitoma se deben extremar las precauciones mientras se toma un betabloqueante. Pacientes alérgicos a distintos alergenos pueden no responder al tratamiento con epinefrina.